Alimentos. Actualidad || Suplementos nutricionales
Se conoce como suplemento nutricional a cualquier producto cuya ingestión tenga como finalidad la de complementar la dieta alimenticia. Contiene, o puede contener,
a) uno o más de los siguientes ingredientes: vitaminas, minerales, aminoácidos, y otros elementos procedentes del reino vegetal o animal.
b) una sustancia dietética utilizada para aumentar la ingesta energética total,
c) un concentrado, metabolito, constituyente, extracto, o combinación de cualquiera de los ingredientes antes mencionados
d) un preparado para su ingestion en forma de píldora, cápsula, tableta, polvo, gel, extracto, líquido, barra alimenticia, galleta etc, que no esté presentado como alimento convencional o como parte de una comida o de una dieta.

En gran número de países la forma más frecuente del suplemento dietético se hace en forma de tabletas o cápsulas, conteniendo multivitaminas y/o multiminerales, despachadas en oficinas de farmacia.

Alimentación y enfermedades crónicas

La presencia y evolución de los suplementos nutricionales asienta básicamente en el hecho de que, en la actualidad, las áreas de interés de la nutrición están centradas en la relación existente entre alimentación y enfermedades crónicas no trasmisibles y en los efectos que la nutrición tiene sobre algunos aspectos específicos de los humanos, como son las funciones cognitivas, las inmunitarias y el rendimiento deportivo, entre otras. Hasta el momento presente se ha valorado positivamente el uso de: a) vitaminas y minerales, con propiedades antioxidantes, en la prevención de ciertos tipos de cáncer y enfermedades cardiovasculares y b) el de ácidos grasos (n- 3 y derivados EPA y DHA) por sus acciones antinflamatorias, inmunológicas, y las que ejercen sobre el metabolismo lipídico.

Ciertamente que muchos suplementos dietéticos tienen como objetivo determinadas necesidades especiales y grupos de edades. Sin embargo, conviene insistir en que todas las necesidades nutricionales pueden obtenerse manteniendo una dieta balanceada. Algunos grupos, que podrían necesitar suplementos dietéticos especiales, son: niños pequeños, mujeres embarazadas y lactantes, vegetarianos, deportistas, alcohólicos, enfermos, ancianos, otros.

No se ha demostrado que ingerir altas dosis de suplementos dietéticos sea efectivo. Es más, en ocasiones puede ser tóxico. No es recomendable suplementar la dieta con vitaminas u otros nutrientes en cantidades superiores a las recomendadas por organismos competentes

Suplementos a lactantes

Lactancia materna exclusiva
Los nutrientes que con frecuencia se recomiendan a niños con lactancia materna exclusiva, bajo control del pediatra, como suplementos, son : vitamina K, vitamina D, hierro, flúor. En relación con el resto de vitaminas y minerales, el niño así alimentado no requiere de otros suplementos durante los primeros 6 meses. A partir de esa edad se inicia la alimentación complementaria.

Lactancia con fórmula
Las fórmulas disponibles para lactantes, de inicio o de seguimiento, están sometidas a una normativa que regula el contenido de nutrientes (FAO/OMS Codex alimentarius. EPSGAN), según las necesidades del lactante con arreglo a su edad. Los niños lactados con fórmulas no requieren suplementos nutricionales, salvo situaciones establecidas individualmente por su pediatra.

Suplementos y embarazo

La mayor demanda de micronutrientes durante el embarazo se centra en minerales como calcio y hierro, y en vitaminas como ácido fólico, otras vitaminas del grupo B (B1, B6 y B12), vitaminas C, A y D. Con una dieta bien planteada se cubre la mayor parte de los requerimientos de dichos nutrientes, si bien para el ácido fólico y el hierro se recomiendan suplementos. Cuando existe riesgo o se ha detectado alguna carencia específica, el obstetra determinará el tipo de suplemento y la dosis. Cundo no se manifiesta déficit, el uso de suplementos puede resultar perjudicial.

Suplementos y adolescentes

La adolescencia se caracteriza por ser un período de transición en el cual existen cambios biológicos, físicos y emocionales, así como mayores demandas nutricionales debido a un aumento de la velocidad de crecimiento y a cambios en la composición corporal.

Los principales problemas nutricionales a considerar en este grupo deindividuos pueden guardar relación con:
a) energía: debido a ingesta insuficiente, excesiva o desequilibrada.
b) calcio: ingesta insuficiente principalmente por bajo consumo de productos lácteos. La adolescencia es un período de alta demanda de los mismos, dado el rápido crecimiento estatural y que por ello alcanza un puntode alta aposición de calcio al hueso.
c) hierro: los requerimientos se incrementan debido al aumento de la masa de hemoglobina y de la masa muscular. Las adolescentes que realizan dietas restrictivas y las embarazadas constituyen un grupo de riesgo.
e) zinc: debido a las múltiples funciones coenzimáticas en las que participa este mineral.

Suplementos en dietas vegetarianas

Una dieta vegetariana, semivegetariana, ovoláctea o vegana, bien planificada, puede satisfacer todos los requerimientos de nutrientes. Sin embargo, existen situaciones en las que se presentan deficiencias nutricionales, que requieren el uso de suplementos. Los alimentos de origen animal son fuentes ricas en vitaminas B12 y D, ácidos grasos poliinsaturados n-3, que están escasos o ausentes en muchos alimentos de origen vegetal. Además, gran número de alimentos vegetales contienen sustancias que impiden la adecuada absorción de minerales como hierro, zinc y calcio.

Por ser los nutrientes más deficitarios en la alimentación de los vegetarianos: hierro, calcio, zinc, vitamina B12, vitamina D y ácidos grasos poliinsaturados, son los más recomendados en la suplementación nutricional de estos individuos.

Suplementos a deportistas

Un deportista debe realizar una alimentación balanceada que aporte la cantidad recomendada de proteínas, hidratos de carbono, grasas, vitaminas y minerales, según la edad, gasto en reposo, masa corporal y actividad física.

En cuanto a los carbohidratos, éstos deben aportarse considerando aquellas comidas que aumenten su proporción, ya desde la semana previa a la competición, y 2 a 3 horas, aproximadamente, antes de la misma. No debe existir preocupación en cuanto a la ingesta suplementaria de proteínas con una dieta normal, equilibrada.

Es importante una adecuada hidratación previa a la competición. En deportes que se asocian con excesiva pérdidas de sudor conviene usar suplementos que contengan electrolitos. Durante la competición se pueden ingerir líquidos con polímeros de glucosa y fructosa

Se encuentran en revisión, en cuanto a seguridad y efectividad, algunos de los denominados suplementos nutricionales para deportistas, tales como preparaciones de aminoácidos o de vitaminas y minerales, L carnitina, creatina o preparaciones ergogénicas .

Algunos compuestos (esteroides anabólicos, beta-bloqueantes, diuréticos, narcóticos, hormonas y estimulantes del S.N.C) tienen riesgo de provocar daño físico y psicológico, o ser interpretados como elementos de dopaje.

Suplementos a adultos y ancianos

Un 15-20% de los adultos sufre deficiencias nutricionales, y las cifras son mayores en la población de ancianos. La deficiencia es de uno o de más nutrientes, vitaminas, minerales u oligoelementos. En el anciano varios son los problemas que pueden contribuir a las deficiencias de vitaminas y minerales. Los sentidos del gusto y del olfato no funcionan tan adecuadamente como en edades anteriores y, por ello, el alimento parece menos apetitoso y comen menos. Algunos tienen problemas dentales que dificultan una alimentación adecuada. Con relativa frecuencia , los organismos ancianos pierden capacidad de absorber nutrientes (vitaminas B6, B12, C, D, E, ácido fólico y calcio).

Se ha observado que los fumadores tienen menores concentraciones en sangre de vitamina C que los no fumadores El beber mucho alcohol interfiere con la capacidad del organismo para utilizar algunas vitaminas como B1, B6, C, D y ácido fólico.

Medicamentos como antiácidos, anticonvulsivantes, antibióticos, laxantes o algunos antidepresivos pueden interferir con la capacidad del organismo para metabolizar ciertas vitaminas y minerales. Otros, tienen efectos adversos sobre la nutrición al originar estreñimiento, diarrea, náuseas y molestias abdominales.

Aunque es conveniente disminuir la grasa de la dieta, si se reduce a menos del 10% de la energía total, es difícil ingerir suficientes cantidades de vitaminas A, D y E.

En los casos en los que detecte o se admita la existencia de deficiencia nutricional es aceptable la ingesta de suplementos nutricionales, dos o tres veces por semana, para equilibrar la deficiencia, aunque todos los casos deben ser controlados por un médico. Previniendo la desnutrición, se puede reducir el uso de antibióticos y otros medicamentos

Las cantidades diarias recomendadas de suplementos oscilan entre el 50% y el 150% de las RDAs, conviene evitar productos que contengan más del 100% de RDAs, para las vitaminas A y D. Es peligrosos ingerir más de 10 veces las RDAs de cualquier vitamina o mineral.

Referencias:
- CREER F.R.: The management of breastfeeding: do breastfed infants need supplemental vitamins?.  Pediatrc Clin North Am, , 2001
- GREYDAMUS D, PATEL D.: Sports doping in the adolescent athlete The hope, hype and hyperbole..  Pediatr Clin N Am, , 2000
- HEIRD W. C.: The role of polyunsaturared fatty acids in term and preterm infants and breastfeeding mothers..  Pediatric Clin North Am, , 2001
- MASSEY P B.: Dietary Supplements.  Medical Clinics of North America, , 2002
- MORENO L. A.: Nutrición y deporte. En: Bueno M., Sarria A., Pérez González J. M. Nutrición en pediatría.  Ergon, , 1999
- SCHAUSTER H.: Vegetarian diets. En: Hendricks K., Duggan C., Walker W. Manual of Pediatric Nutrition.  BC Deker, , 2000
- UAUY-DAGACH R, HERTRAMPF E.: Food-based dietary recommendations: Posibilities and limitations. (8ª ed),  En, Present Knowledge in Nutrition, , 2001
- UNICEF/UNU/WHO/MI.: Preventing iron deficiency in woman and children..  A UNICEF/ UNU/ WHO/ MI. technical wrkshop, Nueva YorK: UNICEF, 1998
Dominios · Diseño Web © 2005 alimentacionynutricion · Marketing Aviso legal · Validación XHTML 1.0   Validación CSS   Validación Accesibilidad